Cuidamos tu salud, empezando por tus encías.

Amigo, invisible y maravilloso

Muy buenos días desde Uganda! Perdonad mi retraso en escribir, prometí hacerlo con asiduidad, y está siendo imposible gracias a la cantidad de actividades y juegos que se pueden compartir con cerca de 40 niños y niñas que son los que forman parte de Malayaka House. Escribir es importante, pero disfrutar de ellos lo está siendo aún más. Disculpadme por esto.

– De hoy, no pasa! – Me he dicho cuando ha sonado el gallo “despertador” a eso de las 6:25 de la mañana. Y aquí me tenéis, delante del portátil, cuando aún no se han despertado los peques, para contaros in situ cómo se está desarrollando esta maravillosa experiencia.

Nuestro trabajo para poner en marcha el proyecto de clínica dental va viento en popa. Prado y yo, como buenas dentistas europeas, estamos ciegas a muchas cosas que están siendo muy importantes en la planificación. Lo que más hacemos cada día es aprender y aprender de los que sí tienen ese conocimiento empresarial, sobre todo de Robert (el fundador de Malayaka House) y de Helen (la dentista ugandesa que trabajará en la clínica). Ellos nos están mostrando cómo debe ser la proyección de un negocio en un país como Uganda. Hoy mismo, vamos a ir a Kampala para visitar algunos depósitos dentales y algunas clínicas para ver cómo se organizan y qué estándares de calidad tienen, y poder así ofrecer con nuestra consulta un servicio coherente pero a la vez innovador y de calidad. Ya os iré contando qué pasos vamos dando con este proyecto que nos está quitando el sueño, de lo entusiasmados que andamos todos por aquí compartiendo ideas y propuestas.

Pero hoy os quería hablar de otra cosa. Cuando estábamos aún en España, se nos ocurrió la idea de traer un regalito a cada una de las personas que forman parte de Malayaka House: niños, cuidadoras y empleados de la casa de acogida, en agradecimiento a su hospitalidad y amabilidad en nuestro primer viaje el pasado mes de abril.

Pensamos en hacerlo nosotras, comprando unos 50 regalitos para todos. Y creedme que no hubiera sido tarea fácil. De repente se nos ocurrió que quizás nuestros grandes y buenos amigos, que nos habían preguntado una y mil veces si necesitábamos ayuda para el viaje, tendrían ganas de participar, y así fue cómo surgió la idea de hacer un “amigo invisible” que llevara sus regalos desde España hasta Uganda. Nosotras seríamos simples mensajeras.

Las instrucciones del juego eran sencillas. Cada uno de nuestros amigos tendría asignada una persona de Malayaka House a la que tendría que hacer un regalo personalizado y escribir una pequeña carta. Así de sencillo y a la vez, así de mágico, pues nuestras maletas vinieron, literalmente, cargadas hasta los topes de regalos y de cartas con deseos de amistad y besos para todos, y cada uno, de los que hacen posible que Malayaka House sea un auténtico paraíso de bondad y de ilusión vital.

Y el pasado domingo, cuando ya llevábamos aquí una semana, compramos helado y les reunimos a todos en la parte trasera de la casa, dónde está la cocina, para compartir la merienda (el helado, por sí solo, ya hizo, de ese momento algo especial). Una vez todos sentados, les anunciamos que nuestros queridos amigos de España, en muestra de agradecimiento por cuidarnos tan bien, querían mandarles un detalle y un saludo a cada uno.

Sentados todos esperando la merienda

 

Así que los fuimos llamando de uno en uno y, perfectamente organizados, fueron levantándose y recogiendo su regalo.

 

IMG_2592

 

¿Os lo podéis imaginar? De repente, una persona a la que no conoces y sin que tú te lo esperes, por sorpresa, te escribe una carta, te manda un saludo y un regalo que, simplemente, te encanta, porque un amigo en común le ha hablado de lo especial que eres. Sus caras eran todo un poema.

 

IMG_2658

 

Sorpresa, emoción, ilusión, alegría, agradecimiento…, todo eso y mucho más era lo que se respiraba aquélla tarde. Y, lo más importante, es que se estaban creando lazos de unión entre personas, amigos de correspondencia, invisibles pero reales, especiales y mágicos. En varias ocasiones tuve que contenerme para no derramar una lagrimita…

 

IMG_2635

 

Las Aunties, que cuidan de los niños y nos hacen la comida a todos, también tuvieron sus regalos y también nos deleitaron con sus sonrisas y sus abrazos. ¡Qué grandes son estas mujeres y qué trabajo tan importante hacen cada día!

IMG_2644

 

También hubo regalos para las chicas mayores, a las que sorprendimos también enormemente. Están acostumbradas a que los voluntarios se centren más en los niños y niñas más pequeños y ellas están en esa edad difícil en la que uno no está tan receptivo a nuevas amistades. Pues eso era lo que pensábamos pero, cuando vieron los regalos y, sobre todo las cartas, con sus nombres, todo personalizado y dirigido a cada una, alucinaron. Algunas sabían expresar su alegría y otras no tanto, pero todas nos regalaron sonrisas y abrazos. Creo que ahora nos sienten un poco más cerca.

IMG_2875IMG_2858

 

Quería aprovechar este momento para agradecer a todos los que han hecho posible que podamos hacer realidad este amigo invisible. Nos han hecho tan felices… A todos los que, en cuestión de horas, contestaron a nuestro mail proponiéndoles este juego, y nos ofrecieron su ayuda. A todos, que dedicaron parte de su tiempo en pensar y buscar el regalo perfecto para su amigo ugandés. Gracias, gracias, gracias.

IMG_2731

 

Ahora ya están conectados con Malayaka House, y tienen aquí, en esta maravillosa casa, un amigo. Un amigo que lee y relee su carta, día y noche. Un amigo que me pregunta cada día si, de verdad, vamos a llevarle la carta de contestación que ya nos ha entregado, si podemos hacerle un dibujo, que nos pide que le contemos historias de quién es y dónde vive, que se sabe de memoria su nombre y su animal favorito . Algunos, que mandaron una foto de sus familias, ya forman parte de la pared que tienen al lado de sus camas, dónde colgaron también las preciosas pegatinas que se escondían dentro de muchas cartas. Os prometimos que, a cambio de vuestra ayuda, les contaríamos historias sobre vosotros, vuestras aficiones, cómo nos conocimos, porqué sois unos amigos tan especiales y tan grandes para nosotras. Y esa parte, la intangible, la que conecta con la imaginación y con el corazón, es la que está siendo más y más mágica y maravillosa, pues crece con cada conversación y cada momento compartido con ellos.

Gracias, de verdad.

6 Comentarios

  1. Bea's Gravatar Bea
    agosto 13, 2014    

    Yo no me he podido contener las lágrimas, y aquí estoy emocionada delante del ordenador imaginándome a todos y cada uno de ellos recibiendo su regalo…
    Gracias chicas por lo que hacéis por nosotros, y gracias a los que habéis enviado regalitos para los peques y no tan peques de la casa.
    1bsito, lindas!
    bea

  2. maitecicleta's Gravatar maitecicleta
    agosto 13, 2014    

    Está claro que lo tuyo en la vida es ir repartiendo alegría!!!!
    Besos enormes.

  3. Elizabeth's Gravatar Elizabeth
    agosto 13, 2014    

    Marta eres increíble! Suerte a todos con el proyecto!!

  4. Gema's Gravatar Gema
    agosto 14, 2014    

    Felicidades Marta, por hacer realidad sueño tras sueño alojado en tu cabecita inquieta y llena de sabiduría.
    Como dice la canción “cada uno da lo que tiene … y luego recibe lo que da, ……….todo se transforma”. Las sonrisas de esos niños (y adultos) valen millones.
    No cambies nunca. Bss

  5. prado's Gravatar prado
    agosto 15, 2014    

    La verdad que fue increíble!!! algunos no sabían ni abrir los regalos… Las grandes mentes tienen grandes ideas!!! Auntie Marta!!!

  6. agosto 15, 2014    

    Me parecido una maravilla lo que habéis hecho por los niños de esa zona de Uganda. Impresiona el impacto q tiene hacer algo, lo q sea, por aquellos q apenas tienes para comer o simplemente vivir, y el resto preocupados por nada q merezca la pena. Espero q podáis seguir ayudando y repartiendo ilusión, q al final con muy poco se puede hacer cosas muy grandes, como reavivar la alegría de una personita, q solo necesita sentirse querida. Muchooo ánimo!!! Os deseo q sigáis con la misma ilusión y entusiasmo. Un abrazo, david

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>